La estrella española del hockey sobre patines que diseñó un ordenador pionero en los 70

Foto: Marcos Martínez

Foto: Marcos Martínez

Fuente: eldiario.es.- El jugador de ‘hockey’ sobre patines Manel Puigbó, que ganó tres Mundiales con la selección española, fue también profesor de electrónica. Se dio cuenta de la escasez de aparatos para enseñar los avances del sector y decidió desarrollar, junto al delineante Marcos Martínez, el didáctico Kentelec-8, presentado en 1974.

Aunque era toda una novedad que un ordenador patrio utilizara los primeros microprocesadores, la máquina no tuvo mucho éxito. Ahora, un entusiasta de la historia de la informática se ha propuesto reproducirlo.

“Si la máquina liberó al hombre del penoso trabajo corporal, el ordenador ha venido a liberarle del no menos arduo trabajo mecánico intelectual. Esto no es nuevo, pero tampoco lo es el coste de una hora de trabajo de una de estas instalaciones tan admiradas como desconocidas”. En 1974, comprar o alquilar un ordenador era una “prohibitiva utopía” en España. Al menos así lo reflejaba el folleto del Kentelec-8, uno de los pocos ordenadores desarrollados en nuestro país que utilizaba un microprocesador como cerebro por aquellas fechas.

El panfleto no era demasiado exagerado. Aún no existían ni Microsoft ni Apple, faltaban unos cuantos años para que apareciese el revolucionario IBM PC y en España tan solo la empresa Telesincro plantaba cara a las compañías extranjeras con sus ordenadores para hacer facturas tan útiles en las empresas. Así que aquel pequeño ordenador barcelonés, que cabía en un escritorio, venía a cumplir una función que parecía necesaria en la época: enseñar cómo funcionaban aquellas máquinas que tanto trabajo iban ahorrar a los humanos.

“Se le ocurrió al señor Puigbó crear un ordenador para enseñar informática, pero lo más primitivo”, explica Marcos Martínez, uno de los creadores del Kentelec-8. Aunque la idea de Manel Puigbó era novedosa, el tarrasense no era conocido en aquella época por sus innovaciones tecnológicas, sino por sus victorias deportivas.

Había sido uno de los jugadores de la selección española de ‘hockey’ sobre patines que ganó  tres Campeonatos del Mundo en 1954, 1955 y 1964. Incluso fue la estrella invitada a una entrega de ‘Escuela de campeones’, un programa de TVE que entrevistaba a las estrellas del deporte de los años 60 para que enseñaran a los más jóvenes las claves de sus éxitos.

Sin embargo, Puigbó era mucho más que un maestro sobre los patines. Estudió peritaje industrial en España y un curso de electrónica en una escuela belga, trabajó en la red barcelonesa de semáforos por ordenador y fue profesor de electrónica en la Escuela de Maestría de Hostafrancs y en la Escuela Técnica Superior de Ingenieros Industriales de Barcelona.

Fue precisamente en aquella época cuando se le ocurrió la idea de desarrollar un ordenador con fines educativos. Así que propuso al Laboratorio de Meteorología Electrónica (LME), una compañía de la Ciudad Condal, desarrollar aparatos didácticos. “Él vino con esa idea, yo ya a él lo conocía porque él era un deportista y lo conocía de haberlo visto por la tele [….] Él me contó lo que quería hacer y yo lo puse en práctica”, resume Martínez.

Manel Puigbó no parece compartir ese entusiasmo. “La verdad es que son cosas que haces y se pasan, porque una vez que se ha hecho y ha pasado su época pues ya te olvidas un poco de ello”, señala con humildad. No parecía prever que a sus 85 años le iban a considerar un pionero de la informática además de una leyenda del deporte.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .

A %d blogueros les gusta esto: